INTERPOL Y SUS FUNCIONES EN LA PROVINCIA DE SANTA CRUZ

Los trabajos que realiza la Interpol en la provincia de Santa Cruz.

El Gobierno de la Provincia, a través del Ministerio de Seguridad desarrolla en la Policía el enlace de Interpol con la provincia, permite a las fuerzas de seguridad el acceso a la base de datos online de ese organismo, que enlaza a la institución con la red mundial.

Luego de formar parte de la actividad que realizó la asociación ‘MotoForPeace’ y la presencia de dicha fuerza en las calles, el Comisario Inspector y Jefe de la División de Interpol, Ramón Ricardo Guerrero, explicó cómo son los trabajos de Interpol en Santa Cruz.

La División de Interpol, Organización Internacional de Policía Criminal, de la Policía de la Provincia de Santa Cruz se encuentra vínculada con la Oficina Central Nacional (OCN) donde se enlaza la institución con la red mundial.

En la policía de Santa Cruz, la división depende administrativa y funcionalmente de la Superintendencia de Policía Judicial e Investigaciones con asiento en la Jefatura de la Policía.
Dicha organización es la encargada de prestar ayuda a todas las demás organizaciones, autoridades y servicios que se dedican a prevenir y reprimir la actividad delictiva y ofrece servicios esenciales como la comunicación policial a escala mundial, una base de datos y servicios de análisis en relación con la información policial, un enlace en materia de investigación y un apoyo policial operativo a nivel mundial.

Las bases de datos. Interpol, al contar con este tipo de base, puede compartir con las demás fuerzas datos respecto a:
- Personas: nombre, apellido y fecha de nacimiento
-Documentos: DNI, Pasaporte, Cédula, entre otros
-Vehículos: Dominio, número de automotor y chasis.

El Comisario Inspector y Jefe de la Interpol, Ramón Ricardo Guerrero explicó que: “Para las bases de datos todos nuestros operadores han sido capacitados por la Policía Federal y todos están habilitados como operadores internacionales a través del sistema de interpol que es I247”.

Asimismo, este ente que tiene 196 países afiliados cuenta con ocho alertas a nivel mundial que se diferencian por colores.
-Rojo: Detención de personas con fines de extradición.
-Amarillo: Identificación de personas desaparecidas.
-Azul: Localizar una persona de interés en una investigación criminal.
-Negro: Buscar información sobre los cadáveres sin identificar.
-Verde: Advertir actividades delictivas.
-Naranja: Advertir sobre un evento, objeto que represente una amenaza.
-Celeste: Individuos y entidades que están sujetas a sanciones de la ONU.
- Violeta: Informar sobre métodos de ocultación utilizados por delincuentes.

Estas alertas, “Contribuyen a combatir el delito trasnacional, la trata de personas, el terrorismo, la narcocriminalidad y genera que desde nuestra división trabajemos mucho con Chile, Gendarmería Nacional y policía Federal”, sentenció Guerrero.